Diversidad e Inclusión laboral

Crónica de una Semana de Diversidad e Inclusión en Iberdrola México

En Iberdrola México consideramos la diversidad, la equidad y la inclusión una prioridad estratégica para mejorar como organización, atraer talento y lograr el crecimiento sostenible de la empresa en el largo plazo.  Por ello, este año dedicamos por primera vez una semana completa para hablar sobre equidad de género, diversidad sexual, actitudes machistas en el entorno laboral o la realidad que viven las personas con discapacidad, pero también para revisar qué hemos logrado en materia de diversidad e inclusión y plantearnos metas hacia el futuro.

La semana comenzó con la cuarta edición del Foro Mujeres con Energía en Monterrey, durante la cual el CEO de Iberdrola México, Enrique Alba, y miembros del equipo directivo firmaron un decálogo de compromisos que permitirán acelerar los avances de la compañía en diversidad, equidad e inclusión.

Además, un centenar de colaboradores participaron en un taller impartido por Ana María Flores, experta en equidad de género de la organización Aequales, y en la conferencia “Generando una cultura de la inclusión”, ofrecida por Cecilia de la Vega y transmitida en línea para el resto de la plantilla, así como clientes y proveedores.

El segundo día de actividades se enfocó en la inclusión de la comunidad LGBT+, a partir de una conversación con cinco personas representantes de diferentes letras del acrónimo de esta comunidad. Sus experiencias sirvieron para que la Gente Iberdrola entendiera la importancia de hablar sobre la identidad sexual y recalcar que nuestras políticas prohíben cualquier tipo de discriminación hacia personas de la comunidad en oficinas y centrales.

Durante la tercera jornada de la semana se abordaron las actitudes machistas en el entorno laboral. La conversación buscó abrir los ojos a actitudes que percibimos como normales e inofensivas, pero que en realidad son reacciones sexistas al entorno, además de entender cómo un lugar de trabajo puede ser genuinamente inclusivo con mujeres y grupos minoritarios, haciendo que posiciones directivas sean genuinamente alcanzables para todas las personas.

La inclusión de personas con discapacidad fue el tema que ocupó el cuarto día de actividades. La sesión nos llevó a reflexionar sobre cómo tratamos a quienes viven con diferentes discapacidades y cuánta apertura hay para ellas y ellos en espacios de trabajo, además de conocer cómo debe estar optimizado un espacio físico para que cualquiera pueda desempeñarse con libertad.

Para cerrar la semana, se realizó una visita al Museo de Memoria y Tolerancia de la Ciudad de México para seguir haciendo conciencia sobre los eventos históricos que han formado nuestro concepto de tolerancia y cómo seguir construyéndolo.

Además, llevamos a cabo un evento virtual para reconocer a las organizaciones ganadoras del concurso Aliados por la Inclusión, en el que nuestro personal propuso a diferentes instituciones y asociaciones sin fines de lucro que trabajan a favor de la diversidad e inclusión de distintas minorías para que la compañía desarrolle actividades con ellas.

En Iberdrola México, somos conscientes que aún tenemos mucho por trabajar y por ello seguiremos dando pasos firmes para avanzar hacia una empresa cada vez más diversa e inclusiva y contribuir a una sociedad más igualitaria.

Volver a arriba de la página